domingo, 5 de julio de 2015

Olvídate de las estrías en el embarazo con Nivea

El embarazo es un momento en el que la piel necesita estar 100% hidratada, ya que estira tanto que la facilidad de la aparición de esas malditas estrías es inminente. Y es en ese punto en el que nos vemos totalmente perdidas y desorientadas. Empezamos a buscar cremas antiestrías, cremas para el embarazo, y nos olvidamos que a veces lo más simple y lo de siempre es lo mejor.  Hablo de la crema de toda la vida de Nivea.


image

No digo que la crema que yo utilicé sea simple, más bien genérica y sin ir destinada a embarazadas. Me fui, por recomendación de muchas de las madres de mis amigas, a la crema Nivea de toda la vida. Esa que nuestras abuelas nos ponían cuando llegábamos de la piscina y nos echaban tanta que nos quedábamos blanco polar. Esa que es grasa y la menos recomendable para ponernos un vestido estrecho. 

Pues sí, esa misma. Antes de quedarme embarazada ya empecé a aplicarme todas las noches para irme a dormir. Esto duró un mes, porque como ya os he dicho, en el primer intento me quedé embarazada. A partir de ahí me ponía en las nalgas, piernas, brazos, y por supuesto, barriga. Bueno, voy a ser totalmente sincera. Siempre me ponía en la barriga y a veces en el resto de sitios que he citado.

Tonta de mi que no se me ocurrió ponerme en los pechos, pues debido a una malformación congénita, nunca he tenido pecho -hasta que me operé- por lo que sinceramente creía, aunque esperaba que no pasara, que no se me iban a hinchar ni siquiera para dar el pecho. Leche no me subió, apenas me sacaba 20 mil en una hora, pero a día de hoy si que tengo alguna que otra estría y se con certeza que de haberme puesto la crema, estaría diciendo lo contrario…

A lo que iba, me puse la nivea todas las noches durante los 9 meses del embarazo (y digo 9 porque empecé a aplicarla antes de quedarme embarazada) y casi todos los días posteriormente. Me dejaba la barriga blanca, y las camisetas se me pegaban sin dejar ni un pliegue, pero he de decir, muy contenta y satisfecha, que no tengo ni una estría ni media en la barriga. Lo único que tengo es barriguita que espero termine marchándose, pero las  estrías no se ven ni por casualidad. Y no vayáis a pensar que tenía poca barriga, pinchad aquí y veréis mi barriga en la semana 40. No, poca no era, incluso la gente pensaba que llevaba dos. Pero como suele ocurrir, lo clásico algunas veces es mejor.

Y ante todo quiero dejar claro que no os estoy contando esta historia para que os vayáis corriendo a la perfumería a comprarla, o porque NIVEA me vaya a obsequiar con cualquiera de sus cremas (con suerte me marcará como favorito el tweet pero no me seguirá ni me hará un retweet), Os lo cuento, como todo en mi blog, porque esta es mi experiencia, como un consejo que pienso que os va a ir genial y que no me puedo guardar para mi.

Veo muchas imágenes de mujeres con estrías, se me ponen los pelos de punta y pienso que si se hubieran puesto esta crema, no les habría pasado, o al menos, no sería tan gore. Pero ya no solo es como algo personal, a raíz de mi embarazo, y de las no estrías, me he enterado que mucha gente de mi alrededor también utilizaba nivea, por lo mismo que yo y tampoco tienen estrías, y por desgracia, las que no la han utilizado y se han ido a marcas caras de farmacia, no pueden decir lo mismo que nosotras…

Sexy and Mum

1 comentario:

  1. MºDolores B., Valencia24 de septiembre de 2015, 23:27

    Totalmente cierto. Hace 28 años me quedé embarazada por primera vez y utilicé esta misma crema. A día de hoy ninguna de mis 5 hermanas ni yo tenemos estrías, y todas hemos pasado por varios embarazos. Se la recomiendo a todo el mundo, incluso a gente que quiera simplemente perder peso, ya que con una buena dosis diaria las estrías no aparecen.

    ResponderEliminar