lunes, 15 de febrero de 2016

Peligros de la casa para tu bebé ¿Te estás arriesgando?

¿Sabes lo importante que es poner a prueba de niños tu casa? ¿Conoces los límites? ¿Tienes en cuenta todos y cada uno de esos pequeños detalles? Cuando nuestro peque se pone a gatear o andar pensamos que es el momento de poner a prueba de niños la casa, las esquinas, los enchufes, las cortinas, los armarios... pero, ¿Seguro que con eso basta?

peligros de casa para bebés en un segundo


Primero que nada me gustaría decir que esta entrada la estoy escribiendo porque el otro día me quedé un poco traumatizada con un vídeo de youtube. Resulta que un niño se tragó una pila del mando del dvd, y en consecuencia, arrastra muchísimos problemas que aunque se vayan minimizando (están trabajando en ello), le van a perseguir el resto de su vida. En el momento en que lo vi me asusté tanto que decidí hacer esta entrada poniendo mi granito de arena. ¿Por qué? Porque aunque no me gusta, mi peque a veces se adueña del mando, y aunque siempre esté mirándolo, en un segundo le puede pasar a el. 1 SEGUNDO. 





NUNCA DEJES OBJETOS PELIGROSOS AL ALCANCE DE TUS PEQUEÑOS

¿En qué momento se convierte un objeto normal o cotidiano en peligroso? Piensa un momento antes de dejarle cualquier cosa a tu pequeño. Piensa en las probabilidades que tiene de hacerse daño con el. Si es un objeto que se lo puede meter a la boca, que se pueda romper, que se pueda tragar. Que se pueda hacer daño en el ojo.... Intentan imitarnos  y por ello a veces pueden pasarle cosas horribles. Hasta un cepillo del pelo puede hacerle perder un ojo.  Y por mucho que tu estés mirándolo, un segundo se despista cualquiera, y una desgracia no necesita más tiempo que ese. 

No hay que ser dramátic@, simplemente cuidadoso, que más vale prevenir que curar, y muchas veces caemos en el error de darle cualquier cosa para que no lloren, y las consecuencias pueden ser terribles. 


Esquinas, puertas, enchufes: Nada nuevo al respecto. Ojo con todas las esquinas que veas peligrosas, y nunca dejes de estar pendiente, porque la altura de tu pequeño va variando, por lo que cada día puede que se enfrente a nuevos peligros. Los enchufes más de lo mismo, asegúrate que no acceda, que los protectores sean buenos y difíciles de quitar. Mientras más te cueste a ti, más difícil se lo vas a poner al baby. 

Cortinas: Les encantan! Cuanto más largas mejor. Se esconden detrás, juegan a enrollarse, pero ojo, por gracioso que sea, no se lo permitas. Porque hoy te hará risa y mañana puede que de un estirón tire la barra y le caiga a la cabeza, provocando cualquier cosa (desde un simple chichón hasta un mal rato en el hospital)

Armarios: Los armarios les encantan también. Abrir y cerrar. Cerrar y abrir. Sacar las cosas para volverlas a guardar, o simplemente para dejarlas fuera. Así a priori parece inofensivo pero el día que saque la garrafa de la lejía, se te haya quedado mal cerrada y diga por darle un trago, ¿Qué? Asegúrate de tener los protectores correctos y no le permitas jugar con los armarios. Hay padres que presumen de que sus hijos no se los abren y por eso no usan protectores. Si tu hij@ no suele hacerlo tampoco, no te fíes, nunca sabes el día que puede empezar a abrirlos y si confías en que no lo va a hacer no estarás pendiente, por lo que las consecuencias pueden ser terribles.

Nevera + agua derramada en el suelo + andar descalzo = DESASTRE. Un conocido falleció de esta manera, abrió la nevera descalzo, había agua derramada en el suelo (no se dio cuenta) y algún fallo en la nevera. Se electrocutó. A los niños les encanta ir descalzos. Todavía no has terminado de calzarlo y ya están quitándose los zapatos. ¿Solución? Protectores. Hay unos que son geniales para electrodomésticos en general. 

Escaleras: No quieras ir corriendo al hospital porque el peque se ha caído por las escaleras. Asegúrate y pon una barrera de protección. Son baratísimas, fáciles de utilizar y no cuesta nada ponerlas. Luego solo tienes que ir acostumbrándote a cerrar  y abrir a tu paso. Pero siempre la puerta cerrada, aunque no esté el bicho en casa. 

Cables: Los pueden morder y electrocutarse. Se los pueden enrollar y ahogarse, tropezarse... No le permitas jamás que juegue con los cables y evitarás un montón de disgustos. 

Objetos a su alcance: Los dejas en lugares en alto creyendo que no llegarán pero resulta que el muñeco que lleva en su mano es una extensión de su brazo, por lo que lo puede utilizar para intentar alcanzar a lo que no llega y tirarselo a la cabeza.

Ventanas; No tienes ni idea de qué puede utilizar tu peque para subirse y asomarse... y si se asoma demasiado... ¿Qué puede pasar? Nada bueno, por supuesto.

No hay que vivir con miedo, si no se convertiría en un sin vivir, pero cuando se trata de la seguridad de los peques de la casa, hay que extremar precauciones, la verdad.  Y a ti, ¿Se te ocurre algo más que protegerías? ¡Cuéntamelo! 

Iri Sexyandmum







20 comentarios:

  1. -El problema de los padres primerizos es que se agobian. piensan que no van a proteger a su hijo ni van a saber que hacer si sucede algo.

    Es imoprtante evitar peligros pero sin entrar en la obsesiion, porque en ocasiones se corta la libertad de investigar del niño

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una cosa es agobiarse y no dejar al niño hacer nada, y ahi te doy la razón, y otra es tener la precaución de no dejar objetos al alcance de ellos. A mi me encanta que mi peque juegue a ser aventurero y me abra los armarios cayéndole los cacharros al suelo... Me parto con la cara de susto que se le queda, jajaja, pero creo que hay que saber qué armarios puede abrir y cuales no... de lo contrario se puede hacer mucho daño y pagarlo caro.

      Eliminar
  2. la casa de mi abuela que es donde nos hemos criados todos parece un búnker para bebés, primero llegué yo y lo primero en tapar fueron los enchufes, con mi prima se eliminaron las cosas pequeñas como figuritas porque se metía todo a la boca, con mi otra prima las esquinas de las mesas fueron un dilema y con mi primo que ahora tiene un año se han puesto puertecitas que cierran los accesos a las escaleras, los niños son muy curiosos y hay que tener muchiiisimo cuidado con ellos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja. Sí, con cada niño se mejoran técnicas,jejejej. Muchas gracias por tu comentario. Ya me cuentas cómo va evolucionando que seguro segurísimo van habiendo cambios, aunque sea con los bisnietos! Un besote maja

      Eliminar
  3. HOLAAAAAAAAAAAAAAA
    Buen post :) la verdad es que cuando tienes niños hay que tener mas cuidado con todo porque ellos son pequeños, aun no saben cuidarse solos, asi que basicamente su vida pende de la tuya en gran parte junto con Dios. Asi que hay que ayudarlo y tratar que no hayan tantas cosas peligrosas, tapar los enchufes, redondear las esquinas de las mesas u otros lugares que puedan hacerle daño y esas cosas..
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si si, y no te das cuenta y de pronto están haciendo trastadas que ni te imaginas. con sus juguetes, algo tan básico, y dices, diosss, que se abre la cabeza!! jajaja

      Eliminar
  4. Yo como no tengo hijos estas cosas no las sufro, pero me imagino el miedo de muchos padres y el poco control que se tiene cuando un niño viene al mundo, no te das cuenta de lo peligrosas que son las cosas hasta que pasa algo como lo de la pila!!! por cierto, no he querido ni ver el vídeo que me da mucha penita :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yo lo vi y de verdad, me alegro. Los padres lo han hecho en un intento de concienciar a la gente de que un peligro tan alto como ese está al alcance de nuestros hijos. Me asusta pensar que un descuido mio lo tenga que pagar el toda la vida...

      Eliminar
  5. ¡Hola!

    Muy buen post. En mi caso no tengo hijos pero sí trabajo con muchos y ¡tienes que tener mil ojos para poder vigilar a todos! Como bien dices, en un segundo puede asomarse la tragedia y, al menos yo, lo paso fatal incluso con tonterías como que el niño se de un golpecito con la esquina del armario.

    En mi caso, los objetos que no quiero que toquen, lo que hago es que nada más acabar de usarlos, recogerlos y ponerlos en otro lugar dónde no pueda entrar el niño.

    Muchas gracias por los consejos, hay veces que creemos las cosas tan obvias que las vemos poco peligrosas y luego nos llevamos las manos a la cabeza.

    Un saludo~

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si si, totalmente de acuerdo, y hay veces que aun poniéndolo en sitios inaccesibles para ellos termina en sus manos y tu dices... ¿Pero cómo? Y simplemente llega... Un besote guapa

      Eliminar
  6. Toda la razón, más vale ser prevenido que lamentar, con los niños sobretodo, siempre hay que tener mil ojos, accidentes ocurren siempre, es de naturaleza pero en nuestra mano esta que sean los menos posibles y sobretodo que no sean graves. Hay que dejar que el niño observe, investigue, pero sin ponerle en peligro y protegerlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. claro, para mi es muy importante que el investigue y vaya a su aire, pero siempre y cuando no se vaya a lastimar. Si quiere subir escaleras, que al menos esté yo detrás.... ;) un beso guaoa

      Eliminar
  7. toda la razon...pero los niños son muy rapidos y a veces todos ojos son pocos,aunque siempre previniendo todo el riesgo posible

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja, qué cierto, jajaja. rápidos y sabandijas! ayer a la que iba a cogerlo a brazo para bajar casi se me cuela para bajar el!!!! Y bueno, lo malo es que sabe subir escaleras pero no bajarlas

      Eliminar
  8. No hay que vivir con miedo solo ser cuidadosos, porque en cualquier momento la vida de nuestro bebe como la de toda la familia puede cambiar y verse perjudicada para todos. Es bueno contribuir con este tipo de post, dar consejos mas y mejores medidas para prevenir accidentes en casa, porque llegamos a pensar que aqui estan totalmente seguros. Por naturaleza son curiosos y quieren descubrir en su totalidad el mundo que les rodea pero si no tomamos medidas adecuadas para prevenir este tipo de accidentes o descuidos las consecuencias podrían ser extremadamente graves y mas ejemplo que el de Emmet no puede haber. Ya que algo con lo que jugaba a diario le ha dejado daños irreparables.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. claro. Vivir con miedo no es bueno, y transmitirlo tampoco. Recuerdo que cuando empezó a gatear todo el mundo me decía que pusiera todas las protecciones... y la verdad que no sabía todo lo que tenía que hacer, los cambios. porque no consiste en un protector de esquinas y ya está, consiste en cuando le das un juguete, que sea para su edad, porque de lo contrario puede contener piezas pequeñas con las que ahogarse, por ejemplo. Gracias por tu comentario guapa!

      Eliminar
  9. Hola, yo creo que son cosas un poco lógicas pero de igual manera no está de más prevenir.
    Yo no tengo hijos pero tengo una hermana chica y una prima bebé y cuando están en silencio o calladitas es que están haciendo algo, jaja
    Gracias por el post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lógicas pero que sin querer hacemos, como lo de abrir o cerrar la nevera descalzos... por eso hay veces que viene bien recordarlo. Y sí, cuando está callado salgo corriendo pq algo malo seguro que está haciendo, jajajaja. Besos y gracias por comentar

      Eliminar
  10. yo no tengo hijos... y a pesar de pensar que algunas cosas son obvias... a veces las pasas por alto... lo noto en mis primas y sus hijos.... un descuido y al rato vez a los nenes llorando... hay que estar muy atentos....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, y al fin y al cabo si solo lloran, pues bueno... pero si pasa algo más grave como al niño del vídeo... ahí es cuando da más miedo, y te planteas que por un descuido tuyo puedas desgracias a tu hijo de por vda.

      Eliminar